P&R: Diplo

El productor de pop con menos filtros discute por qué se mantiene a la vanguardia con su música y por qué el streaming le está haciendo daño a Taylor Swift


POR BRIAN HIATT | 22 Dec de 2017


Todo sigue cambiando —el EDM se hunde, los raperos jóvenes triunfan, mueren las leyendas del rock—, pero aparentemente hay una constante en la música en esta década: Diplo sigue volviéndose cada vez más famoso. Un conmovedor e inesperado documental llamado Give Me Future, exclusivo de Apple Music, muestra un show que hizo historia en 2016 cuando su grupo Major Lazer tocó en Cuba; What Would Diplo Do? de Viceland ofrece una versión cómica y ficticia del DJ y productor, interpretada por la estrella de Dawson’s Creek, James van der Beek. Y el verdadero Diplo sigue haciendo música vanguardista, desde el último EP de Major Lazer, Know No Better, influenciado por el trap y el highlife, hasta su EP de pop con Starrah. A pesar de no ser el tipo más sentimental, nunca olvida el show de Cuba, el primero de un artista estadounidense en más de una década. “Tuvimos un momento en el que esos chicos se sintieron parte de una cultura musical global”, dice.

El sonido vocal manipulado que Skrillex y tú crearon para Where R Ü Now de Justin Bieber terminó en un millón de canciones. ¿Se sintieron robados?

Uno no se puede enfadar, simplemente debe seguir con la corriente. La música hace lo que quiere. Es como enojarse con una ola. Ojalá la gente conozca la historia: que nosotros fuimos los catalizadores de muchos sonidos. Pero a medida que pasa el tiempo es menos notorio quién fue el artífice. Por lo tanto, uno tiene que estar a la vanguardia. Y con Justin estábamos tratando de ser lo más punk posible en la línea del EDM.

De cierto modo, Drake tiene un enfoque similar al tuyo: encuentra nuevos sonidos y artistas y los incorpora rápidamente a su música. ¿Qué se siente ver a una superestrella empleando tus métodos?

Drake es un magnífico compositor y un ingeniero cultural. Él fue el primero en hacer una canción con Migos. Fue el primero en poner a Wizkid [el artista nigeriano] en un disco comercial. Él ve tendencias y se adelanta a ellas. Creo que voy por el mismo camino.

¿Te da miedo llegar al punto en donde oigas nuevos sonidos y simplemente no los entiendas?

Hay algunos raperos que me parecen extraños, hasta que los veo en vivo. El rap es una escena muy juvenil ahora. No está hecha para gente como yo: hombres blancos de poco más de 30 años.

¿Cómo ha cambiado el streaming lo que se convierte en éxito y lo que no?

La música está en manos de los chicos. El streaming es lo que ellos quieren oír una y otra vez. Quieren oír Rockstar [de Post Malone,] Bodak Yellow [de Cardi B], no quieren oír cosas como Look What You Made Me Do [de Taylor Swift]. Esa música no se relaciona para nada con ellos. Creo que nunca les llegó. A ellos les dieron eso a través de la radio con grandes presupuestos de mercadeo. Estoy impresionado con Post Malone. Me puedo relacionar más con él que Taylor Swift.

¿El personaje tonto y ficticio tuyo en televisión te incomoda?

Fue duro verlo la primera vez. Se me revolvió el estómago. Creo que James interpreta a un Diplo muy divertido. Está haciendo su mejor esfuerzo, pero es un idiota. No me importa que me ridiculicen. La gente se relaciona con la música dance, pero uno no se puede relacionar con una película de un DJ interpretado por Zac Efron, ¿cierto?

En el show Diplo pregunta: “¿Somos simplemente unos presumidos que oprimen botones?”. ¿Te haces esa pregunta?

¡Yo sé que soy un presumido que espicha botones sobre el escenario! No hay mucho que uno pueda hacer como DJ en un concierto. El trabajo como productor es crear la mayor cantidad posible de buen material para que la gente vaya a oír la música que uno ha hecho. Es la misma razón por la que uno va a un concierto de los Rolling Stones: a oír los éxitos.

Dijiste que Mark Ronson y tú están trabajando en un álbum “disco”. ¿Qué ha pasado con eso?

Conocí a Mark como DJ en Nueva York hace cerca de 12 años. De cierto modo, yo era más una versión underground suya. Él solía decir: “Deberíamos hacer algo juntos algún día”, pero nunca me lo tomaba en serio. Ahora, luego del éxito y de la canción que hizo con Skrillex, quien es mi especie de confidente en temas de producción, tenemos algunas ideas. Simplemente queremos salir de gira y hacer algunos toques juntos.

Has dicho que te gustaría dejar de hacer giras y simplemente ser compositor y productor. ¿No extrañarías los shows?

Lo que pasa con los shows es que el dinero llega de inmediato. Con la composición, puede que uno escriba 10 canciones y que todas sean lados B. O tal vez Beyoncé escoja una canción como sencillo. Si hago un show, me pagan este mes.

Tu Twitter era bastante subido de tono, pero te has calmado. ¿Por qué?

De vez en cuando me gusta ser político, y millones de personas me atacan. No quiero ser un catalizador de peleas en Internet, ya sean políticas o de lo que sea. Al sarcasmo no le va bien en la red, en especial si uno es un hombre blanco. No tengo permiso de decir nada sarcástico o divertido.


Deja tu opinión sobre el artículo: