Darth Vader: No hay galaxia, ni guerra sin él

El mayo 4, Día de la fuerza los lectores de ROLLING STONE Colombia dieron su veredicto: Darth Vader fue elegido como el personaje esencial de esta saga

POR RODRIGO TORRIJOS | 08 May de 2017

<p>Vader tu papá: En la portada de Rolling Stone. Albert Watson </p>

Vader tu papá: En la portada de Rolling Stone. Albert Watson


A los colombianos nos encanta elegir a los villanos, nuestra historia política y el destartalado estado de esta nación dan cuenta del magnetismo que ejerce el lado oscuro sobre nosotros. Pues en este rincón de la galaxia regido por el poder de los tamales y las iglesias carismáticas, la democracia ha hablado. “Darth Vader” gobierna el corazón grande de los seguidores de esta saga.

El nacimiento de Darth Vader


Los lectores de ROLLING STONE coinciden con la redacción de esta publicación en admitir la gravedad que hace girar la saga de La guerra de las galaxias alrededor del icónico maloso de casco negro y brillante. De hecho, también Lucas Films ha aceptado que es el personaje que más mercancías vende, desde tostadores de lujo hasta figuras de acción, el casco inspirado en los samuráis orientales es una figura que por sí sola ha facturado por encima de 27 billones de dólares. No habría galaxia en guerra de no ser por él. Al fin y al cabo padre no hay sino uno. ¿Pero son absolutos su poder y su maldad?

Darth Vader es una de las pocas figuras de ficción que ha alcanzado nuestra portada, (en dos ocasiones, solo y acompañado). Su importancia en la cultura popular es innegable, pero ante todo es uno de los personajes más complejos del imaginario pop. Según la entrevista concedida a ROLLING STONE por George Lucas en el 2005, con ocasión del lanzamiento de una nueva entrega, el autor afirmaba “No es el demonio, es quien va a comprarle cigarrillos”. Pese a su poder ilimitado, es víctima de la presión, de la manipulación y también de los sueños rotos, clave de su identificación con la amplia mayoría de habitantes del universo Star Wars. La dualidad del poder es algo que George Lucas considera evidente desde Una nueva esperanza, en donde con solo 12 minutos en pantalla se estableció como el villano de la década.

Al revisar dicha entrevista resulta particularmente diciente la simpleza con la que Lucas nombra a un personaje tan enigmático, “Vader” es una emulación del sonido de “Father”, ósea, papá en inglés. Y Darth encuentra su origen en la palabra Dark, ósea oscuro. En Vader se hace evidente la transición, de la maldad pura de los inicios de la saga a una humanización que las normas de los estudios hollywoodenses consideraban en otros tiempos improbables. Siguiendo la estela del enorme villano descubrimos tanto una trilogía inicial de los setenta, desarrollada por George Lucas para “renovar la esperanza”, tras la guerra de Viet Nam y un periodo oscuro de la historia norteamericana. Como una presencia central de la segunda triada, en donde su tránsito y justificación se convierten en tema estructural, a una nueva era en donde es la figura de autoridad desafiada y destruida.

Pero hay más para ver tras la máscara. Darth ha sido encarnado por múltiples actores, su voz inicialmente estuvo a cargo de James Earl Jones en cuerpo de David Prowse – quien nunca se le informó que la voz se remplazaría-, Hayden Christenseen se encargó del joven Darth en (El ataque de los clones y La venganza del Sith, Jake Lloyd lo hizo en La amenaza fantasma. Y Orson Welles estuvo a punto de serlo en la versión original pero Lucas sintió que su voz era demasiado identificable.

Así también Darth ha sido estudiado, científicos franceses han diagnosticado al colosal villano como un ejemplo ilustrativo del TLP, Trastorno límite de la personalidad. Según el investigador Eric Bui, psiquiatra del Hospital Universitario de Toulouse en Francia, Vader muestra un cuadro de “inestabilidad, impulsividad y gran perturbación”, que lo hacen candidato a un Trastorno límite de personalidad, el analista recomendaría un tratamiento de psicoterapia, hablar sobre su padre, controlar la fuerza, en la forma en la que se trata la adicción a la droga (en este caso al poder), podrían haber salvado a la galaxia, indica el especialista.

RELACIONADOS

Darth Vader: No hay galaxia, ni guerra sin él
Vér

Deja tu opinión sobre el articulo: