Grandes discos nacionales de 2016

No es frecuente que un solo año ofrezca tantos discos increíbles como los que hemos disfrutado a lo largo de esta vuelta al sol

POR ROLLING STONE COLOMBIA | 16 Dec de 2016

<p>Aterciopelados. <b>Foto: Efren Isaza</b></p>

Aterciopelados. Foto: Efren Isaza


1. Reluciente, rechinante y aterciopelado

Aterciopelados

andrea y héctor regresaron a las tiendas de discos con fuerza, como tenía que ser. Volviendo con un disco como nunca se había hecho en nuestro país, para presentar sus más grandes canciones en vivo, mostrando su evolución para recordarnos que crecimos con ellas y que no somos los mismos de antes, pero amamos ese pasado con todo el corazón.

Para este álbum armaron una banda impresionante y estuvieron rodeados por un montón de invitados de lujo (León Larriegui, de Zoé; Goyo, de Chocquibtown; y Catalina García, de Monsesieur Periné, entre muchos otros que contribuyeron a revitalizar clásicos como Florecita rockera o Maligno, mientras se reservaron otras joyas como Bolero falaz y Yo para demostrar que solitos también pueden lograr cualquier cosa que se propongan.

Este CD/DVD ha sido un regalo maravilloso para los fanáticos de toda la vida, además de una puerta grande y muy bien iluminada para que los más jóvenes conozcan mejor a quienes abrieron el camino para que el rock colombiano empezara a moverse por el mundo.

2. Luz de San Telmo

Revólver Plateado

Monse puede creer en el rock colombiano mientras discos como este salgan el mercado. Se puede apostar mientras haya tanto corazón como en Luz de San Telmo. Un álbum así, con su producción y sus composiciones, debería dejar sin excusas al difícil público del rock en nuestro país. Acá Mauricio Colmenares y sus colegas llevan aún más lejos el logro magnífico de su primer disco, Díle al rey, y de Poper, la banda que antecedió la buena noticia que representó la aparición de Revólver Plateado hace algunos años.

Este es un álbum sofisticado —más no pretencioso—, diverso, ambicioso y sólido, que no cae en grandes baches, sino que sorprende tema a tema con maravillas como Los árboles, Libélula, Vamos y Sombra.

3. Kraken VI - Sobre esta tierra

Kraken

Elkin Ramírez demuestra —en su momento más difícil— que es todo un titán y junto a sus músicos retoma el orgullo de sus tres primeros discos. Humana deshumanización había sido una gran licencia para el virtuosismo, pero acá retoman la numeración (y la potencia) de sus discos para volver a lo más crudo y directo sin perder la elegancia. La banda suena más sólida que nunca, y la voz de Elkin sigue siendo la clave, con un respaldo inmejorable en canciones como Flores de trébol o Resiste. Cuando alguien enfrenta lo que él ha enfrentado y logra lanzar un disco de este nivel, se convierte en un ejemplo ineludible para el rock nacional, tan dado a victimizarse.

4. Bogotá-París

Rocca

El icónico rapero presentó este disco en Francia a finales de 2015, pero la edición nacional solo nos llegó en 2016. Bogotá-París no muestra a Sebastián Rocca desplegando rimas arrogantes sobre beats sofisticados y contundentes que lo muestran en plena forma, al día, alejado de la monotonía que en muchos casos traen las producciones de los raperos colombianos. Rocca hace un viaje por su historia sin cara de nostalgia, buscando cerrar un ciclo para proyectarse al futuro que parece muy prometedor cuando se escuchan cosas como Óyelo y FireBurn. Si pueden encontrar esto en su versión francesa, no pierdan la oportunidad.

5. El karateka

Edson Velandia

Sin grandes despliegues de producción, limitándose a lo básico, Edson Velandia trajo uno de sus discos más poderosos: una especie de recopilación en la que aparecen piezas reconocidas como La muerte de Jaime Garzón y El Chulo. En canciones como Los bobitos, La campesina y La nevera, destapa algunas de sus mejores cartas y evidencia su capacidad para reflejar nuestra idiosincrasia con humor, ternura, erotismo y enorme dignidad.

6. La gran oscilación

Diamante Eléctrico

No debe ser fácil superar el disco ganador de un Grammy. Más allá de cualquier discusión y de las críticas que ha recibido por su notoriedad, el Diamante ha superado B al correr nuevos riesgos, experimentando con sonoridades que han ampliado el panorama de esta banda. Con la ayuda de Joshua V. Smith (Jack White), el trío logra involucrar mandolinas, órganos, charangos, ronrocos, saxos y trompetas sin dejar de ser lo que es.

7. Rumbo a Tierra

Systema Solar

Celebrando una década de existencia, el Systema Solar se mantiene firme, y en este álbum —probablemente el más radical de su carrera— exploran nuevos caminos con la ayuda de grandes invitados. Denunciando los abusos del capitalismo salvaje, la globalización inhumana, los transgénicos y la locomotora minera, los beats mantienen prendida la fiesta y la conciencia. Ojalá nunca escuchen los cantos de sirena que suenan en Miami.

8. On Tape

FatsO

Daniel Restrepo es posiblemente el músico colombiano al que más se le puede creer cuando canta en inglés. La mayoría termina sonando como un gringo aprendiendo español. Su ensamble alcanza la perfección en este disco, que contiene casi las mismas canciones de su primer álbum (más un par de novedades), regrabadas en cintas análogas entre Colombia y Alemania. Si a usted le parecía que Fatso ya sonaba muy bien, esto le va a encantar.

9. Sobreviviente

Ali AKA Mind

Cuando ali rey montoya lanzó Sobreviviente, el local estaba a reventar. Recién llegado de su prolongada estadía en Argentina, era esperado por una horda que coreó durante todo el show. Acá ofrece un disco elaborado y preciso, en el que abre el corazón para compartir lo que siente por su familia, su ciudad, su música, su país, y obviamente el skate. Uno de nuestros mejores MC y un disco que debe ponerlo en otro nivel.

10. Las historias de los hombres

Burning Caravan

Si ‘en el espacio’ planteaba una aventura galáctica propulsada con la esencia más depurada del rock gitano, Las historias de los hombres propone una aventura por un océano de ritmos, colores y armonías que llevan a Burning Caravan a enriquecer su proyecto sonoro. Sin embargo, la banda se aferra al sonido gitano que ha cimentado una identidad que empieza a ser reconocida más allá de nuestras fronteras.

RELACIONADOS

Grandes discos nacionales de 2016
Vér

Deja tu opinión sobre el articulo: