fbpx

J.K. Rowling es acusada de transfobia por su libro Troubled Blood

El antagonista de la historia es un asesino que se viste de mujer para atacar a sus víctimas
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
La autora ya ha sido catalogada como ‘TERF’ (Feminista Radical Trans Excluyente) por sus polémicas declaraciones en Twitter.

Lefteris Pitarakis

Una vez más J.K. Rowling está en el ojo del huracán, pero en esta ocasión no se debe a sus opiniones en redes sociales sino por su más reciente libro, Troubled Blood. En esta novela policíaca que publicó bajo el pseudónimo de Robert Galbraith, el villano es un hombre que se viste como mujer para asesinar a sus víctimas.

Como consecuencia, los usuarios de Internet han demostrado su inconformidad mediante el numeral #RIPJKRowling, pues el personaje refuerza los comentarios trans exclusionistas que ha hecho la autora de la saga de Harry Potter, y que han sido catalogados como transfobia.

Y no es para menos, pues medios como The Telegraph que han escrito críticas sobre el libro, llaman “travesti” al asesino y llegan a la conclusión de que la moraleja es “no confiar en un hombre con vestido”, expresiones peyorativas que han sido utilizadas para vulnerar a las personas trans.

De acuerdo con Vanity Fair, esta no es la primera vez en la que Rowling utiliza el recurso de un antagonista con esta identidad, “En The Silkworm, una mujer llamada Pippa espía al detective Strike antes de intentar apuñalarlo. Él la atrapa en su oficina, revelando que se trata de una mujer trans”.

Hace unos meses, la escritora publicó una carta abierta en la que defendía su posición pero solamente logró que se le siguiera tildando de transfóbica.