fbpx

Los 10 mejores álbumes de 2020, hasta ahora

Incluyendo a Bob Dylan, Dua Lipa, Bad Bunny y Lady Gaga
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
El álbum póstumo a la muerte de Mac Miller y el primer lanzamiento original de Bob Dylan en 10 años están incluidos en la lista.

Este año nos ha traído emo pop de Halsey, un regreso triunfal de The Strokes, un álbum optimista de Future y grandes lanzamientos de artistas emergentes como Moses Sumney, Beach Bunny y 070 Shake. En este lista les mostramos 10 de los álbumes más destacados de 2020, hasta ahora. 

Fetch the Bolt Cutters de Fiona Apple 

Para esos fans que estaban expectantes e inquietos por otro LP brutal de Fiona Apple, Fetch the Bolt Cutters no los decepcionará. Lanzado con un poco de recelo casi una década después de The Idler Wheel de 2012, el disco muestra a la cantautora de 42 años probando que todavía es capaz de cachetear las opiniones de sus detractores y todos los que no creían en ella. Pero lo que diferencia a Bolt Cutters de sus predecesores es que por primera vez la balanza está más inclinada hacia la resiliencia que la agonía. 

Manic de Halsey 

Manic es una cruda autobiografía de una artista joven, desordenada, con un gran deseo de amor y cariño en medio de un mundo tan hostil. Aun así, Halsey es un caos que busca con ambición ser una artista, viéndose reflejada en un espejo para toda su generación. Como le comentó a ROLLING STONE hace unos meses, Manic es “hip hop, rock, country, de todo”. ¿Quién más sino Halsey invitaría a Alanis Morissette y Suga de BTS al mismo álbum?

Rare de Selena Gómez 

Sabiendo el sufrimiento público y privado que ha vivido Selena Gomez en los últimos años (luchó contra el lupus, tuvo un trasplante de riñón, desamores con celebridades e ingresó constantemente a centros de salud mental), Rare es sorprendente, hermoso e inspirador. Gomez nos contó que iba a intentar cuidarse más en Revival, su LP de 2015. En Rare, toma las cartas en el asunto. Su tercer álbum como solista es un acto divino de determinación. Su energía se podría ilustrar con esta frase: “Jódete, me amo”. 

Eternal Atake de Lil Uzi Vert

Eternal Atake es el mejor álbum, por ahora, de Lil Uzi Vert, con coherencia, un concepto en código y unas interpretaciones que justifican cada pizca de exageración y emoción. Eternal Atake a veces parece un viaje a 2013, cuando él no era nadie en Filadelfia, descargando con furia esos versos callejeros que inspiraron su nombre. Además, el álbum contiene unos de sus mejores momentos como rapero, algo que anticipó en su sencillo Free Uzi

RTJ4 de Run the Jewels

Para la cuarta entrega, la mayoría de franquicias de cultura pop pueden estar cansadas. Pero este no es el caso de Run the Jewels. En RTJ 4, el dúo El-P y Killer Mike entregan su rap góspel con el fuego vivaz de una banda que hace su debut. En 2013, cuando se juntaron por primera vez para Run the Jewels, parecían una pareja dispareja. Pero, el rapero de Atlanta Killer Mike y el rapero y productor de hip hop El-P se conectaron como un par de amigos policías de película, con la política de izquierda de Mike siendo el contrapunto perfecto a los ritmos explosivos y la paranoia distópica de El-P.

Future Nostalgia de Dua Lipa

Future Nostalgia es un gran acercamiento al disco en 2020, con diversión, introspección y ambición. Increíblemente, Dua Lipa tuvo éxito en su intento. El inspirador álbum que decidió lanzar una semana antes de lo planeado cazó a la perfección con la época estresante y abrumadora que vivimos. Future Nostalgia es como esa señal de color neón que te da la bienvenida. Es un campamento, con funk y un estilo Daft Punk, y frases directas como “I can’t teach your man how to wear his pants”. Y el sencillo principal Don’t Start Now se ha convertido en un mega éxito por una buena razón: es el himno de dance pop que cualquier estrella querría lanzar por lo menos una vez en la vida. 

Rough and Rowdy Ways de Bob Dylan 

Otro apocalipsis; otra cara de Bob Dylan, quien de verdad sabe cómo escoger sus momentos. Dylan ha desplegado su obra de manera brillante, a mediados de un año con protestas multitudinarias en las calles, una pandemia y una crisis sanitaria mundial. Rough and Rowdy Days son sus primeras canciones nuevas desde hace ocho años, y el compilado es un clásico instantáneo. Tiene la majestuosidad lúgubre de otros LPs como Modern Times y Tempest, pero aun así va más allá, adentrándose en misterios que nadie más toca en la música. 

YHLQMDLG de Bad Bunny

Durante los últimos dos años, Bad Bunny ha creado una marca reconocida a nivel mundial. En su segundo álbum como solista intenta ser un poco más ambicioso. El puertorriqueño convoca a un grupo de raperos y reggaetoneros legendarios (Daddy Yankee, Arcángel, Tainy, Myke Towers y Kendo Kaponi) para que lo acompañen en YHLQMDLG (una versión abreviada de Yo hago lo que me da la gana). El resultado es un sonido callejero, el mismo que alguna vez sonó a finales de los 90 en las fiestas caseras de Puerto Rico. 

Chromatica de Lady Gaga

Chromatica es el regreso a la pista de baile de Lady Gaga. Los sencillos Stupid Love y Rain on Me tiene esa sensibilidad pop de sus últimos éxitos, y la música nos recuerda el house, el disco e incluso el new wave, pero todavía se siente la esencia de Gaga. Y su lista de invitados es un lujo: Ariana Grande con sus melodiosos susurros, Blackpink rimando con Gaga en coreano y Elton John con su mejor versión de Rocketman. Gaga creó el antídoto a la cuarentena. 

Circles de Mac Miller 

Antes de morir por una sobredosis accidental en septiembre de 2018, a sus 26 años, Miller lanzó dos de los álbumes más completos de su carrera: The Divine Feminine, un disco decorado con jazz y rap, y Swimming, un profundo retrato de sus intentos de salir de la depresión y el dolor de un desamor. Circles no es un capítulo que cuente el futuro no sabido de Miller, pero es una pieza, una cápsula de tiempo, que está bajo las mismas sensaciones sonoras, técnicas y líricas de Swimming

Previous
Next