fbpx

The Inspector Cluzo, cultivando puro rock & roll

Desde una campiña francesa, este dúo ha deleitado al mundo entero con humildad, talento y mucha energía
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Laurent Extermendy

‘No existe el rock francés, tal como lo dijo John Lennon: ‘Es como el vino inglés’’, dice el baterista Mathieu Jourdain desde su granja en la región francesa de Gascuña, cerca a la frontera con España, pero esto no quiere decir que los franceses no puedan rockear como es debido.

Desde 2008, Jourdain, junto al guitarrista Laurent Lacrouts, se han encargado de tomar la crudeza del campo y convertirla en un rock blusero con detalles de folk lleno de intensidad y energía, con el cual imprimen todas sus vivencias para contarle al mundo que cualquier cosa es posible si trabajas lo suficiente, todo esto sin la necesidad de un bajista.

“Nosotros llegamos a ese estilo porque amamos el rock & roll, sobretodo el blues”, cuenta Jourdain, aunque su espectro musical va desde la música clásica hasta Rage Against The Machine, pasando por Jimi Hendrix, Led Zeppelin, Frank Zappa, Neil Young y Pearl Jam. “También nos gusta la música africana, como Fela Kuti, y creo que en nuestra música puedes escuchar todas esas influencias. Y como solamente somos dos, intentamos hacer lo que más podemos”.

El sonido de The Inspector Cluzo es tan orgánico como lo que cultivan. Con tan solo una guitarra, una batería y el poder de la voz, la banda ha publicado siete álbumes de estudio y ha recorrido el mundo entero varias veces. Su trabajo es completamente independiente, fundaron su disquera llamada Fuckthebassplayer Records (un homenaje al tercer integrante que nunca fue a los ensayos), y son ellos mismos quienes se encargan de agendar los conciertos y de distribuir su música.

Cortesía The Inspector Cluzo

En este momento se preguntarán cómo es que balancean el mundo de la música con el del campo. Pues, los dos miembros de la banda viven juntos en su granja, que también funciona como centro de operaciones. Allí tienen un pequeño estudio de grabación donde también ensayan, mientras que a su vez se encargan de las tareas que implica vivir en el campo y ser completamente autosostenibles.

“Normalmente, nos aseguramos antes de salir de gira para que no haya muchas labores en la granja, por ejemplo, tratamos de estar aquí para la cosecha de maíz, que sucede en las últimas semanas de septiembre, también para la cosecha del trigo, a comienzos de julio, y durante el otoño debemos cuidar a los gansos”, comenta el baterista. Pero cuando no están, Nathalie, la esposa de Laurent, se encarga de la mayoría de las labores cuando se ausentan los músicos.

El diario vivir, el contacto con la naturaleza, y estar al aire libre es lo que más los inspira actualmente para escribir su música, pero las experiencias, personas y países que conocen a lo largo de sus giras también son aspectos que los marcan fuertemente para componer. “La mayoría de nuestras letras están basadas en lo que vivimos, y así como en la música, en la agricultura también tenemos varias luchas y lo que no te destruye te hace más fuerte y mejor. Todas esas cosas las condensamos en nuestras canciones”, dice Jourdain.

La banda publicó su álbum debut y homónimo en 2008, luego en 2010 publicaron The French Bastards, ya para ese momento, The Inspector Cluzo se había hecho un nombre en la escena europea tocando en festivales alrededor del viejo continente. En 2012, The 2 Mousquetaires fue el álbum que inauguró su propia disquera y después le siguieron Gasconha Rocks (2013) y Rockfarmers (2016), este último fue mezclado por el reconocido productor y ganador de seis Grammy Vance Powell, quien ha trabajado con grandes nombres de la industria musical como Jack White, Alicia Keys, Arctic Monkeys, entre otros. La amistad con el productor fue bastante fructífera, tanto así que los invitó a su estudio en Nashville, Tennessee para grabar y producir su sexto álbum de estudio llamado We The People of The Soil (2018). Este disco fue grabado totalmente en cinta, algo que a la mayoría de bandas actuales les aterrorizaría, durante un lapso de 12 días y logró vender más de 20 mil copias en todo el mundo.

En 2019, la banda grabó Brothers In Ideals, su primer álbum en vivo en formato unplugged. “Decidimos hacerlo porque al estar de gira mientras promocionábamos We The People Of The Soil tuvimos músicos invitados y a la gente le gustó mucho el formato, así que decidimos grabar los últimos 4 conciertos. Nos dimos cuenta de que sonaba muy bien y tomamos la decisión de ponerlo en un álbum”, cuenta Jourdain.

DE LA TIERRA AL STAGE: “Normalmente, nos aseguramos antes de salir de gira para que no haya muchas labores en la granja, por ejemplo, tratamos de estar aquí para la cosecha de maíz, que sucede en las últimas semanas de septiembre, también para la cosecha del trigo, a comienzos de julio”, comenta Jourdain. Cortesía The Inspector Cluzo

Todos estos trabajos discográficos han llevado a la banda a los más prestigiosos festivales musicales de todo el mundo, desde el Lollapalooza hasta el Bonnaroo, pasando por Rock al Parque y el Vive Latino en México. Pero ha sido su propia gestión lo que los ha llevado aún más lejos. “El año pasado salimos de gira para ser el acto de apertura para Clutch, la gira fue en invierno, y éramos nosotros dos los que manejábamos durante 8 o 10 horas cada día para llegar al concierto, tocar y seguir conduciendo para ir a la siguiente ciudad, mientras íbamos en un carro con un tráiler donde llevábamos nuestros instrumentos y la mercancía. Los chicos de Clutch nos dijeron: ‘Vaya, ustedes sí que son punk rockers de verdad’”, cuenta el baterista.

Como dicen por ahí, hierba mala nunca muere, y ni siquiera una pandemia fue capaz de detenerlos. “Desde febrero hasta septiembre no hicimos nada más que estar en la granja, así que no fue difícil para nosotros, pero lo duro fue no haber podido salir de gira durante el verano. Estuvimos aquí, cuidamos a los gansos, tuvimos suficiente tiempo para cultivar y cerciorarnos de tener toda la comida que necesitábamos para el invierno”, comenta Jourdain. También aprovecharon este tiempo para publicar la primera temporada de su nuevo proyecto titulado The Organic Farmers Season, con el cual pretenden publicar música nueva cada vez que pase una cosecha. La primera entrega de este proyecto fue un cover de Hey Hey, My My por Neil Young, el cual inauguró la temporada de verano. Para otoño, Cluzo tiene una sorpresa muy especial, su segundo álbum en vivo también en formato unplugged.

The Inspector Cluzo siembra cada día una semilla en nombre del rock & roll para seguir cosechando vivencias y cultivar una de las músicas más orgánicas que se pueda encontrar hoy en día.