10 cosas que no sabías de Dark Side of the Moon de Pink Floyd

La grabación descartada de Paul McCartney, la posibilidad de Silver Surfer como portada y otros factores que hicieron parte de la obra maestra de 1973

POR DAN EPSTEIN | 13 Nov de 2018


Existen grandes álbumes y después está Dark Side of the Moon. Se han vendido más de 15 millones de copias en Estados Unidos de la legendaria obra de Pink Floyd, desde su lanzamiento en marzo de 1973. Y más de 45 millones de unidades alrededor del mundo. Este clásico del rock hizo millonarios a sus creadores: Roger Waters (bajista y vocalista), David Gilmour (guitarrista y vocalista), Rick Wright (teclista y vocalista) y Nick Mason (baterista). Además, el álbum estuvo 937 semanas en el Billboard 200.

Pero Dark Side of the Moon no solo se caracteriza por su éxito comercial, el disco definió la carrera del cuarteto británico para siempre. Su estilo experimental, orientado hacia la improvisación, fue idolatrado por los estudiantes universitarios quienes apreciaban la riqueza de las letras de sus canciones, así como la mordaz visión del mundo de Waters. El álbum fue grabado en los estudios de Abbey Road en Londres, durante varias sesiones desde mayo de 1972 hasta enero de 1973. El diseño del sonido fue exquisitamente capturado por el ingeniero de Abbey Road Alan Parsons, y mezclado con la ayuda del productor Chris Thomas. El álbum, además de sonar bien en las emisoras comerciales, generó reflexiones líricas, perfectas para meditar sobre la condición del ser humano en un cuarto oscuro.

Quizás, lo más crucial del álbum fue su significado genuino. Desde sus inicios, el álbum buscaba narrar a través de sus canciones las presiones a las que debía enfrentarse un músico. Dark Side of the Moon expandió su línea conceptual para incluir canciones acerca de diferentes temáticas como la riqueza en Money, el conflicto armado en Us and Them, la locura en Brain Damage, vidas desperdiciadas en Time y acerca de la muerte en The Great Gig in the Sky. Waters le dijo a ROLLING STONE que, “Dark Side fue el primer álbum de Pink Floyd genuinamente temático y que trató sobre algo importante”. Bandas como Radiohead y Flaming Lips, que han sido profundamente influenciadas por el álbum, son la prueba de que sus letras y su música han perduarado hasta el día de hoy.

Aquí hay 10 cosas que quizás no sabías acerca de Dark Side of the Moon.

1. Dark Side of the Moon fue el primer álbum de Pink Floyd en el que Roger Waters debutó como letrista

Roger Waters había participado en la creación de algunas letras para los álbumes de la banda desde 1968. Recibió el crédito de coescritor de A Saucerful of Secrets, Pow R. Toc H. e Interestellar Overdrive de The Piper at the Gates of Dawn. Pero con Dark Side, el bajista tomó las riendas del LP por completo por primera vez. Waters quería que el álbum tuviera letras más lúcidas y directas, algo que la banda no había hecho antes. ”Esa siempre fue mi gran pelea en Pink Floyd”, dijo Waters en Comfortably Numb: The Inside Story of Pink Floyd, de Mark Blake. ”Para intentarlo y lograrlo tuve que patear y gritar en contra de las fronteras y de los caprichos de Syd (Syd Barrett, el líder original de la banda, que había escrito la mayor parte del material en Piper) para escribir letras que fueran más políticas y filosóficas”. El dominio lírico de Waters en Dark Side sembró las semillas para la ruptura que eventualmente se produciría entre él y el resto de la banda, aunque en aquella época su liderazgo fue bien recibido. ”Nunca me postulé para el departamento de letras, y Roger quería hacerlo”, admitió Gilmour a ROLLING STONE en 2011. “Creo que fue una sensación de alivio que él tuviera la disposición para hacerlo. Aunque Waters era el letrista, no significaba que debería estar a cargo de toda la dirección de la parte musical. Siempre tuvimos un poco de tensión con este aspecto”.

2. El álbum casi se llama Eclipse

Desde el principio, la banda tenía la intención de llamar a su nuevo álbum Dark Side of the Moon, (una referencia a la locura, en oposición al espacio exterior), pero cuando la banda británica de blues y rock Medicine Head lanzó en 1972 un álbum con el mismo nombre, los integrantes de Pink Floyd reconsideraron Eclipse, su segunda opción. “No estábamos molestos con Medicine Head”, dijo Gilmour a la revista Sounds. ”Estábamos molestos porque ya habíamos pensado en el título antes de que saliera el álbum de Medicine Head”. Pero el nuevo trabajo de Medicine Head no tuvo el éxito que se esperaba, así que Pink Floyd se sintió en la libertad de volver al título original de su disco.

3. Los Fans de Floyd conocieron Dark Side of the Moon un año antes de su lanzamiento

Aunque los sonidos exuberantes y los arreglos atmosféricos de Dark Side of the Moon hacen que parezca un proyecto “de estudio”, la banda tocó todas las canciones en concierto, exactamente en la misma secuencia en que aparecerían en el álbum, un año antes de su lanzamiento oficial. Floyd estrenó Dark Side of the Moon: A Piece for Assorted Lunatics (como se conocía en ese momento) en el Brighton Dome el 20 de enero de 1972; y aunque la presentación fue interrumpida esa noche por lo que Waters llamó, “un grave error mecánico y eléctrico”, la banda realizó la totalidad de sus presentaciones durante ese año. Eventualmente, Pink Floyd grabaría las 10 canciones del álbum que generaría considerables dividendos artísticos. “La forma en que una pieza se complementa con otra fue una parte fundamental”, dijo Alan Parsons a ROLLING STONE en 2011. “Así que pudimos trabajar en las transiciones como parte del proceso de grabación”.

4. La versión original de On the Run no tenía el estilo electrónico que se encuentra en el álbum

De todas las canciones de Dark Side tocadas en vivo por la banda en 1972, On the Run fue la que tuvo una transformación más radical. Originalmente se llamó The Travel Sequence, y su instrumentalización estaba guiada por un jam de guitarra, pero en el estudio fue modificada por completo con ritmos electrónicos generados por un sintetizador conocido como EMS Synthi AKS. La pieza se inspiró en el miedo a volar de Wright, al igual que en el álbum Any Colour You Like. “Había posibilidades infinitas e interesantes para ese pequeño dispositivo… siempre nos consideramos un poco electrónicos. Tengo una obsesión por encontrar sonidos tridimensionales”, dijo Gilmour a ROLLING STONE.

5. Money tiene influencias de Booker T & the MGs

El primer éxito de Pink Floyd en Estados Unidos alcanzó el número 13 en el Billboard Hot 100, en julio de 1973. Money es la canción de rock más agresiva de Dark Side. Con su delicado compás de 7/4, excepto durante el segmento del solo de guitarra, cuando la canción cambia a 4/4. El indeleble riff de bajos de Waters, la guitarra de Gilmour, el chillido del saxofonista Dick Parry, y el legendario sonido de las cajas registradoras. La pieza casi oculta sus raíces en el R&B de Booker T y los MG de Memphis, pero definitivamente su influencia es clara, según Gilmour.“Ser específico sobre cómo y en qué influyó es difícil. Pero yo era un gran fan de Booker T. Tuve el álbum Green Onions cuando era adolescente. Y en mi banda anterior, nuestros referentes eran los Beatles y los Beach Boys. Tocamos Green Onions en el escenario. Yo había tocado un poco de su música; era algo que pensé que podríamos incorporar a nuestro sonido sin que nadie supiera cuál era nuestro referente. Y para mí, funcionó. Ver cómo los estudiantes blancos y británicos de arquitectura adquirían un estilo funky fue un poco extraño… [ risas ]”.

6. Las contribuciones de Paul McCartney fueron borradas, pero los Beatles hicieron una aparición sorpresa en el álbum.

En un intento por enlazar aún más las canciones de Dark Side, a Roger Waters se le ocurrió la idea de grabar entrevistas con el personal de Abbey Road, los roadies y cualquiera que trabajara en el estudio. Les hicieron una serie de preguntas que iban desde lo banal (su color y comida favorita) a lo más profundo (la locura y la muerte); y luego incluyeron algunos fragmentos de esas entrevistas en la mezcla final. Paul McCartney –quien estaba terminando el álbum de Wings, Red Rose Speedway, en Abbey Road– fue uno de los entrevistados, pero Waters consideró que sus respuestas no se podían usar. “Era la única persona que creía que era necesario presentarse. Lo que era inútil, claro está”, le dijo Waters al biógrafo de Pink Floyd, John Harris. “Era muy curioso que hiciera eso. Estaba tratando de ser gracioso y eso era precisamente lo que no queríamos”. Aun así, McCartney, o al menos su música, apareció brevemente en el álbum. Si escuchas con cuidado, al final de Eclipse –la última canción–, hay un pasaje de la versión orquestal de Ticket to Ride. Al parecer, la canción estaba sonando en el estudio cuando el portero de Abbey Road, Gerry O’Driscoll (quien dijo la icónica frase: “en realidad no hay ningún lado oscuro de la Luna. De hecho, toda es oscura. Lo único que la hace parecer brillante es el Sol”.), estaba siendo grabado.

7. Us and Them fue rechazada para la banda sonora de la película Zabriskie Point.

El segundo sencillo de Dark Side (Money fue el primero) y que tuvo cierto éxito en EE. UU. y Canadá, Us and Them, nació en 1969 como un encantador instrumental de piano y bajo llamado The Violent Sequence; fue escrita por Wright y Waters, y fue presentado para su inclusión en la banda sonora del drama contracultural de Michelangelo Antonioni, Zabriskie Point. Aunque el director italiano eventualmente incluyó tres canciones de Pink Floyd –Heart Beat, Pig Meat; Crumbling Land; y Come in Numer 51, Your Time Is Up– en la banda sonora, sintió que The Violent Sequence no era apropiada para la película. En una entrevista para Classic Albums: The Making of Dark Side of the Moon, Waters recuerda que Antonioni dijo: “Es hermosa, pero muy triste. ¡Me hace recuerda a la misa!”. Varios años después de que Antonioni la rechazara, la banda retomó el demo y lo reformuló como una reflexión sobre la guerra y la pobreza.

8. Originalmente consideraron poner una imagen de Silver Surfer como portada del álbum.

Con su evocador y llamativo gráfico de un prisma que convierte la luz en color, la portada de Dark Side of the Moon –creada por el diseñador gráfico inglés George Hardie con la colaboración de Storm Thorgerson y Aubrey Powell de Hipgnosis– es uno de los diseños más emblemáticos que alguna vez ha estado en un LP. “Cuando Storm nos mostró las ideas, al ver esa tomamos la decisión”, recuerda Gilmour para ROLLING STONE en 2003. “Dijimos: ‘esta es’. Es una portada increíble. Después de verla por primera vez uno puede decir: ‘Es una idea muy comercial, es sombría y simple, se verá bien en las vitrinas’. No era una imagen de cuatro muchachos saltando en el campo. Eso nos gustó”. Así que es interesante imaginar el álbum con una portada totalmente distinta, en particular, la que sugirió Hipgnosis; una imagen basada en el personaje de comics, Silver Surfer. “A todos nos gustan los comics de Marvel y Silver Surfer parecía otra imagen fantástica y singular”, comenta Powell en una entrevista con John Harris. “Nunca hubiéramos conseguido el permiso para utilizarla. Pero nos gustaba la imagen de un hombre plateado sobre una tabla de surf plateada, andando por el universo. Tenía propiedades místicas y míticas. ¡Hombre, muy cósmico!”.

9. Dark Side of the Moon fue el primer álbum de Pink Floyd en llegar al Top 40 en EE. UU.

Teniendo en cuenta que Dark Side fue multi-platino y el impresionante éxito en EE. UU. de los posteriores álbumes de Pink Floyd, es fácil olvidar que a los primeros siete LP de la banda no les fue tan bien en el país. Antes de Dark Side, el mayor éxito en EE. UU. había sido Obscured by Clouds, la banda sonora de la película francesa El valle, que llegó al Número 46 en la lista Billboard 200 en el verano de 1972. Pero gracias a un gran impulso promocional de Capitol Records y Money constantemente en las radios estadounidenses, Dark Side of the Moon subió hasta la cima de la lista Billboard 200 dos meses después de su estreno. “Llegó a la cima de las listas estadounidenses con rapidez”, recuerda Waters para ROLLING STONE en 2003. “Nunca hicimos una gira por EE. UU. mientras eso sucedía. Era obvio que iba a ser un disco enorme, en particular después de que la radio AM y FM acogiera tan bien a Money”.

10. Las procedencias del álbum ayudaron a financiar Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores.

Como si Dark Side of the Moon no fuera ya un hito de cultura pop, el éxito del álbum también fue en parte responsable por la existencia de la brillante comedia de 1975, Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores. Los miembros de Pink Floyd a menudo pasaban su tiempo libre durante las sesiones de Dark Side viendo Monty Python’s Flying Circus en BBC2, por lo que cuando el grupo de comedia británica se vio en problemas para recaudar fondos para su primer largometraje, los Floyd –ahora llenos de dinero por las ventas de Dark Side– estuvieron más que felices de aportar el 10 % del presupuesto inicial de 825 millones de pesos para la película. “No hubo interferencia en el estudio porque no había estudio. Ninguno de ellos nos dio dinero”, recuerda el director de Los caballeros de la mesa cuadrada, Terry Gilliam, en una entrevista para The Guardian en 2002. “Era una época en que el impuesto sobre la renta en Inglaterra estaba por llegando al 90 %, así que recurrimos a estrellas de rock para el financiamiento. Elton John, Pink Floyd, Led Zeppelin, todos tenían dinero y conocían nuestro trabajo, y éramos como una buena manera de amortizar los impuestos. Claro está que no lo éramos”.

RELACIONADOS

Las pinturas de The Wall de Pink Floyd están a la venta
Vér
Reseña: The Wall de Pink Floyd
Vér
10 cosas que no sabías de Dark Side of the Moon de Pink Floyd 
Vér
10 cosas que no sabías de Dark Side of the Moon de Pink Floyd 
Vér

Deja tu opinión sobre el articulo: