La nueva generación del rock latino

Nos transportamos a Argentina, México y Ecuador para explorar los artistas y bandas que han tomado la batuta del rock en Latinoamérica

POR DAVID VALDÉS Y SANTIAGO DE JESÚS | 13 Sep de 2019

<p><span>Luca Bocci, Los Blenders y Ligas Menores son algunas de nuestras bandas recomendadas. </span><i><b>Twitter Lollapalooza AR/Gran Studio 3000/Sergio Albert</b></i></p>

Luca Bocci, Los Blenders y Ligas Menores son algunas de nuestras bandas recomendadas. Twitter Lollapalooza AR/Gran Studio 3000/Sergio Albert


En esta época moderna, donde la individualidad y la practicidad priman, donde solo se ven solistas, dúos y DJs encabezando las listas de Billboard y donde cada vez parece ser más difícil trabajar en equipo, es reconfortante ver que hayan grupos que todavía creen en las guitarras, los bajos, los pedales y las baterías. Y en Latinoamérica, afortunadamente, eso no se ha extinto.

Por eso, después de nuestros especiales underground de bandas colombianas, hoy exploramos el panorama latinoamericano y les mostramos seis bandas que valen la pena darles la oportunidad. En esta edición nos enfocamos en Argentina, México y Ecuador. A disfrutar.

Los Blenders

Aunque empezaron a moverse por la misma época que Little Jesus en el gigantesco underground de la Ciudad de México, Los Blenders lanzaron Chavos bien, su primer LP, hace cuatro años. Entre guitarras juguetonas y ácidas que no tienen nada que envidiarle al indie rock británico, pasando por momentos más psicodélicos en su segundo disco Ha sido, hasta la celebración de la vida en ¡Ponte punk!, el primer adelanto para ponerse “bien loco” antes de su tercer álbum.

El año pasado fueron teloneros de The Vaccines en Ciudad de México, encabezaron más de un festival independiente en su país y giraron por California en Estados Unidos.

Lolabúm

Desde hace cinco años Lolabúm empezó a moverse en los bares y los toques de Quito, Ecuador, y luego a otras ciudades como Guayaquil y Riobamba. Antes de lanzar su primer disco, El cielo en 2016, la banda ya tenía su buena fanaticada detrás. Con Tristes trópicos de 2018 no se limitaron a las guitarras, sino que exploraron con máquinas, sintetizadores y samples. Durante la promoción de este trabajo estuvieron de gira por Colombia en Bogotá, Cali, Medellín, Ibagué, Popayán, Armenia y Manizales junto a Nicolás y los Fumadores.

Luca Bocci

Su surgimiento fue una sorpresa grata. De esos artistas que te topas en YouTube de casualidad y gracias a los dueños del algoritmo, lo conocimos; y les agradecemos. Con el lanzamiento de Ahora, su álbum debut, exploró el rock psicodélico con su armoniosa voz y las letras nostálgicas y cotidianas. Tras su paso por numerosas bandas argentinas en su adolescencia, el cantante de 24 años se aferró a su guitarra acústica y se lanzó al abismo, sin mucha expectativa.

“Fue loco que la gente cante mis canciones en tantos lados, pero yo solo pensaba en Mendoza. No me separo de eso”, confesó en una entrevista con el Canal Acequia. “Era algo que me debía a mí mismo y a mi tierra”. Si les gusta la ola indie de Mac DeMarco y King Krule, Luca Bocci encajará en su rompecabezas de gustos musicales. Recomendadas: Bahía, Perla y Archipiélago.

Policías y Ladrones

Un poco de distorsión a lo Sonic Youth, después la pasividad de una guitarra que deja la voz en segundo plano, “Y si me muero aquí / tú me puedes seguir / yo ya no creo en nadie / ni en nada”, y una canción titulada smile (sí, la carita feliz). Este es el primer adelanto del segundo trabajo de Policías y Ladrones, el grupo de Tijuana que ha recorrido México desde 2016, cuando lanzó su álbum debut, Flores.

Con rock de garage y riffs punketos, toman esa energía y la canalizan en letras cotidianas, como la oda a una chica que tiene una camiseta de Andy Warhol (reemplazar por cualquier otro artista de tu gusto) o la sensación de no estar ni triste ni contento.

El Shirota

Si hablamos de garage y de ruido, es fácil caer en el cliché, las explosiones sin sentido y los interludios in crescendo. Pero El Shirota sí impacta, y es difícil descifrar cómo lo logran. Sus repeticiones, el uso excesivo de pedales y los gritos repentinos no se acercan ni un poco al tedio o la monotonía. Son más bien un recurso para avisarte de una ráfaga de golpes que te atacará unos segundos después; son decentes, te advierten.

Una de sus muestras más vivas y fieles a su sonido es su presentación en la reconocida emisora KEXP. Se rompen la garganta, los tobillos y las manos, sacando lo más crudo de sus instrumentos. Aunque apenas han grabado un par de EPs, Intro y Chiluca son de las canciones más potentes y rebeldes que han compuesto.

Las Ligas Menores

Si una banda explota tu imaginación, vale la pena. Eso suele suceder con Ligas Menores. Cierras los ojos y te sientes en un viaje con tus amigos más cercanos, gracias a la pulidez, la íntima voz de su cantante Anabella Cartolano -parece que te susurrara al oído- y su bajo, a veces muy Joy Division y a veces muy The Police. Con sus dos LPs, Las Ligas Menores y Fuego artificial, lograron un lugar dentro de las grandes promesas de la escena alternativa argentina.

Su poesía cotidiana aterrizó hace unos meses en Bogotá, donde se juntó con Quemarlo Todo Por Error y Las Yumbeñas, dos bandas nacionales que se asemejan a la perfección con su añorada nostalgia.

RELACIONADOS

La nueva generación del rock latino
Vér

Deja tu opinión sobre el articulo: