El escape

3.00

Un hombre ayuda por medio de un robot a que una joven obtenga su libertad, en una curiosa fábula ciberpunk

por ANDRÉ DIDYME-DÔME | 25 Apr de 2019

Kim Nguyen / Joe Cole, Lina El Arabi, Brent Skagford, Faycal Seglat

Una extraña historia de amor y una fábula optimista sobre la empatía que incluye a un robot en forma de araña. Cortesía de Cine Colombia


Como si se tratara de un capítulo de la serie antológica Black Mirror dirigido por Wim Wenders, el director canadiense Kim Nguyen (Le Marais, La Cité), nos presenta una cinta romántica y ciberpunk llamada El escape.

La historia de tintes orwellianos, se desarrolla en un futuro cercano en el que Gordon (Joe Cole de la serie Peaky Blinders), es un hombre que vive en Detroit y que tiene el trabajo de vigilar unas petroleras ubicadas en el norte de África por medio de un robot operado a control remoto.

Gordon es un hombre solitario y triste cuya novia acaba de terminar con él. Presionado por Peter (Brent Skagford), su compañero de trabajo, Gordon intenta salir con mujeres de una aplicación de citas, pero ninguna parece ser la ideal. Un día, vigilando con el “hexápodo” que tiene a su cargo (nombre que se le da a los robots vigilantes con patas de araña), Gordon descubre a Ayusha (Lina El Arabi), una chica que está planeando viajar a Europa con su novio clandestino Karim (Faycal Zeglat), para escapar de un matrimonio arreglado por sus padres.

De manera clandestina, Gordon se interna en el drama de la pareja gracias a su robot espía, y cuando Karim muere trágicamente intentando conseguir dinero para el viaje, Gordon utiliza el hexápodo para contactar a Ayusha y ayudarla a obtener su libertad.

Esta es una cinta de ritmo lento, cuyo relato bien pudo haberse contado en la mitad del tiempo utilizado por su director. Además, intenta funcionar como una fábula optimista que nos habla sobre la empatía, pero que no logra cuajar del todo. Sin embargo, El escape no deja de ser una película original e interesante.


Deja tu opinión sobre el artículo: